Los cargadores rápidos de Tesla serán gratuitos e ilimitados, pero sólo para Tesla Model S y Tesla Model X.

Hace dos años que la firma californiana eliminó la opción de la recarga gratuita e ilimitada se sus vehículos en la red de cargadores rápidos de la marca (Superchargers). La razón que daban los directivos de Tesla era que aquello era insostenible a largo plazo. Por lo que los nuevos propietarios de un vehículo eléctrico deberían tener crédito para al recarga de sus vehículos.

Ahora están buscando la reactivación de las ventas de sus vehículos de mayor tamaño, los mencionados Tesla Model X y Tesla Model S, por lo que han anunciado que la recarga vuelve a ser gratuita para los compradores de todo el mundo. Esto es un giro importante en la política de Tesla que se ve en la necesidad de incrementar las ventas de sus vehículos más emblemáticos.

Tesla Model 3 excluido

El modelo de acceso a la gama Tesla se mantiene al margen de estos beneficios en los que puedes contar con recarga gratuita de por vida. Otro detalles es que este beneficio no será transferible a terceras personas, por lo que si vendemos el vehículo el nuevo propietario no tendrá este acceso ilimitado. Es una forma más de dar un paso adelante en el control de las unidades en circulación por parte de su fabricante.

Leer más  Generador diésel para la carga del vehículo eléctrico

El Tesla Model 3 supone el primer peldaño en la gama del fabricante americano. El acceso a una gama de automóviles eléctricos con los que la movilidad demuestra que puede ser eléctrica y accesible. Tesla nació para acercar el automóvil eléctrico y la realidad de una movilidad eléctrica.

Cambios en la política de los “supercargadores”

Desde la aparición de Tesla en el mercado han sostenido la bandera de la red de supercargadores. Gracias a ellos es viable la introducción del vehículo eléctrico en nuestra movilidad. De este modo, se minimizaba el problema de la autonomía limitada de los vehículos eléctricos. Esto Se lograba gracias a la incorporación de periodos de carga cortos con una potencia de hasta 150 kW.

La única forma de cubrir una distancia superior a los 400 km en un viaje es parar a recargar nuestras baterías o utilizar un automóvil convencional. Esto se traduce en limitaciones para la movilidad eléctrica y reticencias en los usuarios, para superarlas la marca ha optado por la creación de la red de cargadores rápidos. Lo que no resulta del todo confiable es la política de la compañía respecto a su uso.

Durante los primeros años de la fabricación del Tesla Model S estos se ofrecían con una suscripción gratuita e ilimitada a la red de supercargadores. Posteriormente Elon Musk anunciaba la limitación del servicio para los nuevos vehículos. Pasando a formar parte de las herramientas de marketing de la compañía, para poner en el mercado vehículos usados o realizar acciones puntuales en su programa de clientes referidos. La única explicación posible al nuevo giro de la compañía americana es la necesidad de vender vehículos como el Tesla Model S y Model X.

Uso de cookies

Enginestars sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies